viernes, 5 de diciembre de 2008

Oliverio

Ya está decidido: mi muñeco se llama Oliverio. El otro día, el señor Miguel Ángel Lembo, presidente del Círculo de Ventrílocuos Argentinos, me avisó que tengo que ponerme en contacto con la artesana, Jesús de la Cruz Rivera, para que me otorgue el certificado de nacimiento. "Hay muchos muñecos dando vueltas por ahí y no se sabe quién los hizo, porque no tienen el certificado", me explicó. Voy a hacer lo que me dice: quiero que Oliverio tenga todos sus papeles en regla.