lunes, 4 de enero de 2010

Tristeza



No quiero que me lloren
cuando me vaya a la eternidad
Quiero que me recuerden
como a la misma felicidad


Pues yo estaré en el aire
entre las piedras y en el palmar
Estaré entre la arena
y sobre el viento que agita el mar.

En "Una muchacha y una guitarra", 1969.

No hay comentarios: